La comarca de Calatayud es la más populosa de la provincia de Zaragoza, con 37.700 habitantes, pero no por ello ha evitado la tendencia a la reducción de la población empadronada del resto de comarcas, como se ve en la Tabla adjunta.

De los 67 municipios que componen la comarca, el mercado inmobiliario, tanto en compra como en alquiler sólo está activo en Calatayud, a pesar de que hay cuatro municipios con más de 1.000 habitantes censados, que son, además de Calatayud, Alhama, Ariza y Ateca.

Diecinueve municipios sin ninguna compraventa en 2017

Las compraventas en Calatayud fueron 136 en 2017 frente a las ciento sesenta y cinco del año anterior. Los siguientes municipios con actividad fueron Alhama con trece y Ateca con diez en 2017. El resto quedaron con menos de diez, con diecinueve municipios sin actividad.

Calatayud es el lugar con mayor número de alquileres declarados en la provincia de Zaragoza

De entre los municipios de la provincia que declaran alquileres de vivienda, Calatayud es el que más tiene, con trescientos treinta y ocho en 2017, con un ligero crecimiento respecto al año anterior. Los contratos declarados en los últimos cinco años han crecido casi un 9% con respecto a los del quinquenio 2008-2012, un aumento relevante, que no se ha correspondido con un aumento en las rentas, ya que en cinco años solo crecieron un 1’6%, si bien es cierto que en el último año crecieron un 5’6%. La comparación entre municipios se presenta en el mapa.

Esta aceleración del crecimiento posiblemente se deba a la escasez de vivienda disponible en condiciones adecuadas que, finalmente, ha hecho subir las rentas en un lugar donde el 30% de los contratos tienen una renta mensual inferior a 300 € y casi un 61% inferior a 450 €.

Cinco municipios tienen porcentajes de edificios construidos después de 2001 superiores al 30%

Con datos del censo de 2011 hay una pequeña proporción de edificios que fueron construidos después de 2001. Cinco municipios tienen porcentajes de edificios construidos en esa época superiores al 30%: Cimballa, Monterde, Nuévalos, Sediles y Torrelapaja. Calatayud tiene un 22%. En el otro extremo, hay veinticuatro municipios cuyos edificios son anteriores a 2002 prácticamente en su totalidad (menos del 1% o ninguno).

Así pues, se observa que durante ese período hubo actividad en muchos de los municipios de la comarca, mientras que otros no se beneficiaron en absoluto de la abundante financiación de entonces. Sin embargo, dada la evolución decreciente de la población en toda la comarca, no parece que las localidades donde se ha renovado el parque de viviendas haya habido un aumento de demanda, se construyeron en total 1.924 viviendas en la comarca, pero no se aprecia el correspondiente aumento de la población, tal vez porque no se consiguió compensar la reducción natural de los vecinos.

En conclusión, todo esto son indicios de que el mercado de alquiler puede ser animado, dado que hay inmuebles (en número indeterminado) que estarían en condiciones de ser ofertados, eso sí, a rentas adecuadas al municipio.