Hasta finales de abril se han registrado en Aragón 4.416 hipotecas sobre fincas, de las que 2.968 han correspondido a vivienda

Anualizando los resultados de los cuatro primeros meses, supondría registrar para 2018, exclusivamente en vivienda, un número de 8.904 hipotecas, frente a las 8.301 de 2017.

Teniendo en cuenta que actualmente en Aragón se registran alrededor de 12.500 compraventas anuales, supone que más del 65% de las compraventas de vivienda se financian mediante hipoteca, dando lugar a un incremento en este parámetro, que sin duda suponen una herramienta necesaria para la recuperación del mercado inmobiliario en términos de número de compraventas.

La tendencia, tal y como puede observarse en el gráfico de evolución de resultados, es claramente positiva, con una tendencia alcista, desde el mínimo de 2014 con 5.920 hipotecas sobre vivienda en Aragón.

Estos resultados constatan la correlación existente entre el número de compraventas de vivienda y el número de hipotecas sobre  vivienda, siendo dos mercados que van de la mano en la medida que la vivienda normalmente supone un bien que exige destinar un elevado volumen de recursos, por lo que la existencia de financiación hipotecaria resulta fundamental. Un problema de disponibilidad de recursos en el mercado hipotecario supone inmediatamente un freno en la actividad de compraventas de vivienda.

En el siguiente gráfico se incorpora adicionalmente la evolución en euros de financiación hipotecaria sobre vivienda, pudiendo estimar niveles próximos a los 900 millones de euros para 2018, frente a los 828 de 2017, o los menos de 550 de 2014, año en el que se marcó el mínimo de la serie histórica.

En consecuencia, tanto el número de hipotecas como el volumen de recursos en financiación hipotecaria muestran una clara e intensa recuperación, siendo previsible una continuidad de esta tendencia a lo largo de 2018.