Momentos muy difíciles para el mercado inmobiliario y todos sus intervinientes, como ya habrás podido imaginar.

Evidentemente, hay muchos otros mercados que están sufriendo la pandemia y lo que es más importante, muchas personas; que en estos momentos son prioritarias.

Pero hoy queremos echar una mirada al horizonte e intentar ubicarnos en la situación que nos vamos a encontrar cuando finalice el confinamiento domiciliario.

Porque entendemos que debemos prepararnos e incluso intentar anticiparnos a una situación que se prevé muy difícil, para tratar de buscar medidas y soluciones que pueden ser el salvavidas que el sector necesite.

No debemos olvidar que el mercado inmobiliario es un buen indicador de la evolución de la economía.

Y por lo tanto, protegerlo debería estar entre alguna de las prioridades económicas de los gobiernos.

El análisis del mercado inmobiliario por José Luis Polo

Además, hoy queremos añadir otros puntos de vista.

Y conocer la visión del mercado inmobiliario de otros expertos y de mercados inmobiliarios distintos al de Aragón, que nos pueden ayudar a conocer mejor el mercado nacional y las debilidades y necesidades que son comunes a todos.

Para ello queremos compartirte las opiniones de José Luis Polo, presidente del Colegio de Agentes de la Propiedad de Gipúzcoa.

Una de las voces más importantes del mercado inmobiliario a nivel nacional, que recientemente abordaba esta cuestión respondiendo a preguntas de Fernando Segura en El Diario Vasco y que nos ha autorizado a compartir con los lectores de este portal inmobiliario.

Cómo va a impactar el coronavirus al Mercado Inmobiliario

Lo primero es saber de dónde veníamos.

El último trimestre de 2019 había dejado datos de una cierta ralentización o incluso un descenso en algunas de las zonas que más actividad han tenido en los últimos años como son Madrid, Barcelona y las islas y en un segundo nivel la zona del levante español.

Es cierto que en el Mercado Inmobiliario de Aragón la situación era un poco diferente y vivimos un buen 4º Trimestre del 2019, arrastrado sobre todo por el buen dato de la obra nueva y la estabilización en las compraventas de vivienda usada, que reflejó un ligero descenso.

Para José Luis Polo, no cabe duda que el parón económico consecuencia del COVID19 provocará  a corto y medio plazo una fuerte caída en el número de compraventas.

Y mucha inestabilidad en el mercado del alquiler, en el que ya ha constatado que hay inquilinos que están hablando con inmobiliarias y arrendatarios ante la imposibilidad de pagar la renta del alquiler.

Cómo afectará el coronavirus a los precios de la vivienda.

Responder a esta pregunta no es fácil, por la propia naturaleza de esta variable, nos indica José Luis Polo

Es posible que se mantenga en los niveles actuales a corto plazo.

Mientras que a medio plazo va a depender del tiempo de confinamiento, de la capacidad de recuperar la actividad industrial y el empleo y del músculo del mercado financiero para resistir este escenario.

Y por supuesto que una demora o lenta recuperación traerá el descenso de los precios.

Aquí nos hacemos eco de la frase de nuestro experto Luis Fabra, para el que el precio siempre llega tarde a la fiesta.

Y por lo tanto es probable que siga a remolque de la tendencia en las compraventas.

El impacto del coronavirus en vivienda nueva y vivienda usada

En opinión de José Luis Polo afectará a ambos mercados.

Sí que es cierto que la vivienda nueva es menos flexible y puede llevar a que ciertas compraventas se vuelvan inviables, ante la imposibilidad de reducir los costes, sobre todo en aquellas promociones que hayan pagado por el suelo en consonancia con el valor de mercado de los últimos años.

Este impacto será menor en la medida en que haya promociones ya vendidas en contratos privados, pero se complica para aquellas operaciones previstas para los próximos meses, ya que los compradores se han podido ver afectados por despidos, sus condiciones económicas habrán cambiado y su dificultad de compra crecerá exponencialmente, al no poder acceder a la financiación.

Además, si la crisis se ceba con el mercado laboral y financiero, sea insostenible el valor de tasación y se produzcan resoluciones de los acuerdos firmados y por consiguiente se caigan ventas.

La importancia de los agentes inmobiliarios para abordar el problema del alquiler

José Luis Polo, lo tiene claro.

En estos tiempos, la capacidad profesional de los agentes inmobiliarios para buscar puntos de equilibrio entre arrendadores e inquilinos se hace fundamental.

Es consciente de que todos los agentes inmobiliarios colegiados son conocedores de esta realidad y la están poniendo en marcha para mitigar los efectos del coronavirus en el mercado del alquiler de vivienda.

Pero probablemente no sea suficiente y de ahí que reclama otras medidas externas que ayuden a todas las partes intervinientes en un contrato de alquiler y que proteja su posible vulnerabilidad.

Las diferencias entre la crisis del coronavirus y la burbuja inmobiliaria

Las diferencias entre esta crisis y la de 2008 son evidentes para el presidente del Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Gipúzcoa José Luis Polo.

Hace tan solo unos días nos estábamos planteando si teníamos un modelo sólido y consolidado después de superar la burbuja inmobiliaria pasada.

Incluso si el mercado era capaz de asumir las necesidades de vivienda de toda la sociedad o era un mercado que necesitaba intervención gubernamental para controlar los precios y llega una pandemia que nos obliga a permanecer en nuestras casas y revienta el mercado laboral y por supuesto el mercado inmobiliario.

Por lo tanto, parece más bien un cambio de paradigma y es difícil prever como va a ser la recuperación.

Porque probablemente, ya nada vuelva a ser igual.

¿Qué medidas hay que implantar en el mercado inmobiliario en esta situación?

La urgencia está en que no se deje tirados a los ciudadanos como en la burbuja inmobiliaria independientemente de que sean inquilinos, arrendadores, compradores o propietarios.

Ante una crisis que ha demostrado nuestra vulnerabilidad.

Los gobiernos deben tomar medidas para socializar los beneficios cuando los haya.

Para terminar, damos las gracias nuevamente a José Luis Polo por permitirnos publicar sus opiniones frente a una situación que va a suponer un cambio importante en el mercado inmobiliario y para el que necesitamos la opinión de los mejores expertos que ayuden a mirar al futuro con ilusión.

consultorio-inmobiliario