Este descenso rompe con la favorable evolución que venía presentando el número de compraventas durante los últimos trimestres